lunes, 19 de enero de 2009

Y SIN QUE SIRVA DE PRECEDENTE...



Qué tristeza más profunda me produjo leer hace poco un artículo de opinión en el semanario Canfali, de Alcázar de San Juan. Tristeza, sí, porque pretendía tomar por tonta a toda la gente que vive su fe desde la religiosidad popular más arraigada en el corazón de los siglos. No pretendo ni muchísimo menos hacer publicidad a semejante proclama panfletaria (me refiero al artículo, no al periódico, por supuesto, cuya seriedad y rigor está más que demostrada). Pues bien, el autor en cuestión, que no se atreve a revelar su nombre, más bien parece traducirlo, firma como si fuera una persona de origen rumano como Zorann Petrovici, ¿seguro? permítanme que dude de que esa sea su verdadera identidad, atendiendo a las características y argumentos del texto.

El argumento está basado en una descalificación absoluta de todo lo que suponga vestir y adornar a la imágenes de la Virgen con ricos ropajes, mantos, joyas, coronas... en favor de una imagen de la Virgen "sencilla" y "humilde". Ya desde el principio es de mal gusto comparar una talla atribuída a la Roldana, no sé si Zorann la conocerá, como es la Macarena de Sevilla, con una profundidad de expresión impresionante, captando el lapso de tiempo que hay entre un ataque de llanto y el siguiente al pie de la cruz, con una imagen, perdónenme, de escayolazo puro, que más que sencillez y humildad de una mujer nazarena del siglo primero, rezuma la condensación más absoluta de las concecpiones sulpicianas del siglo XIX, con una dulzura que roza lo empalagoso y una belleza amañada previamente para reforzar una determinada impresión en el fiel. Pero, como se dice, para gustos... qué poca sensibilidad artística y religiosa. ZorannPe te recomiendo que leas la carta de Juan Pablo II a los artistas (está enlazada en la columna de la derecha).

El mismo autor reconoce la tendencia lícita a representar a la Virgen como Reina del Cielo, como Reina Apocalíptica de la Creación - esto lo añado yo, Zorann no ha llegado hasta aquí - y la necesidad de reconocer esa dimensión, ahí se nota que desempolvó sus apuntes de Antropología Teológica, pero sin mayor justificación se decanta por la otra representación alegando una frase mítica que actúa como guía en su vida y que un sacerdote le dijo: que el adornar a las imágenes y vestirlas de oro, etc. fue una concesión que el clero hizo al vulgo. ¡Al VULGO!, ni más ni menos, señoras y señores, ya no somos laicos, ni Pueblo de Dios, ni Iglesia peregrina, somos ¡VULGO! y vulgo FANÁTICO, y como tal, despreciados en los términos despectivos que nos identifican.

Hay además una parte tan tierna como resbaladiza, cuando se describe a la "verdadera" María, sin lujos, sin joyas, sin ricos mantos, simplemente con su pelo suelto cayéndole sobre los hombros. ¡Señor mío! Sería muy romántico de no ser porque en aquel tiempo solamente había un tipo de mujeres que llevaban el pelo de esa guisa, ¿saben a quienes me refiero, verdad? Échenle un vistazo a la Magdalena Penitente de Pedro de Mena y verán con qué dulzura caen los mechones de pelo sobre sus hombros. ¡Qué fuerte!

Eso sí, las joyas no se desprecian, según se nos dicen, siempre se podrán colocar en vitrinas para que la gente vea lo que los fieles quieren a la Virgen. ¿Qué? los fieles, será el Vulgo, y qué pintan, me pregunto, en vitrinas los elementos que integran a María en una comunidad determinada. Qué pinta la medalla de oro de Sevilla en una vitrina cuando es el amor y la entrega del pueblo sevillano quien se reconoce en ella. ¡al pecho de la Macarena! y de la Esperanza de Triana, que ya saben que uno no lo puede remediar.



Para más escarnio del corazón cofrade, se especifica bien que eso es lo que ocurre en las Procesiones de Semana Santa y en las fiestas patronales de los pueblos (Arriba la Virgen de las Mercedes). Sigo pensando que todo son excusas para no trabajar y formar actitudes y opiniones reaccionarias e inmovilistas. En fin, habrá que escuchar también a los que no nos respetan, y si es verdad que todo eso es fanatismo, buscádme entre todo el Vulgo fanático de la foto de abajo, que seguro que me encontráis.

Antonio Martín - Viveros Tajuelo
http://herenciadepasion.blogspot.com



4 comentarios:

Anónimo dijo...

ANTONIO que razón tienes, ese supuesto rumano es un analfalbeto, sin estudios ni dignidad...que falta de consideración para con el pueblo al que llama VULGO él si que stá hecho un vulvo...en fín, que no merece comentario persona tan barriobajera y soez como es Pe...

Sergio García-Navas Corrales dijo...

También yo he tenido el gusto, digo disgusto, de haber leído el artículo del obispillo Zoran.
Parece que a medida que llega la Semana Santa, crecen los nervios en los sectores más arcaicos de cierta villa.
El artículo deja ver la pereza y desidia de ciertas personas. Ojo la que lían con tal de no ponerle unos pendientes a la Virgen...si ha tardado más en escribir el artículo.
Porque no nos llamemos al engaño. Los pendientes para la Virgen gustan, pero no me da la gana ponérselos, que cuesta trabajo. Mejor los dejo en una vitrina, ricamente guardado para que los fieles los contemplen.
¿Qué pasa?¿Ver a María arropada con un manto donado por sus hijos es del vulgo, si se hace en la calle?¿Y si lo haces en una sacristía, ya te conviertes en fiel?
O mejor, miembro del vulgo, el dinero de tus ahorrillos con el que quieres colaborar para comprarle ese manto con el que tu Madre, y tú al contemplarla, os sintáis arropados, dámelo a mí, que lo administraré como Dios manda.
Pues si lo sabe mi alma, para los Reyes le pido a Zoran un sayo de escayola de esa que tanto le gusta. Ya pediré el oro para quien lo sepa apreciar.

Cogrades de Alcazar dijo...

NOS LO TEMIAMOS, los cofrades de Alcazar nos avergonzamos de ese artículo y sabemos que no salió de nuestro pueblo, sino de otro pueblo vecino,Herencia, pero que verguenza Madre Mía pal pueblo ese, lo que suelta la boca de ese hombre en contra de la Virgen, será un ateo disfrazado de cura?, o será un resentido y amargado de la vida que ni lo hace ni deja a otros que nos lo hagamos, vaya tela marinera, eso sí, de Alcazar, jamás, NO LE QUEREMOS AQUI

Cogrades de Alcazar dijo...

NOS LO TEMIAMOS, los cofrades de Alcazar nos avergonzamos de ese artículo y sabemos que no salió de nuestro pueblo, sino de otro pueblo vecino,Herencia, pero que verguenza Madre Mía pal pueblo ese, lo que suelta la boca de ese hombre en contra de la Virgen, será un ateo disfrazado de cura?, o será un resentido y amargado de la vida que ni lo hace ni deja a otros que nos lo hagamos, vaya tela marinera, eso sí, de Alcazar, jamás, NO LE QUEREMOS AQUI